Linfedema y Nutrición

En Noticias

Linfedema y Nutrición

El linfedema es una inflamación crónica que ocurre cuando hay daño o bloqueo de los ganglios linfáticos, lo que hace difícil que el líquido linfático drene adecuadamente.

Hay una serie de causas de linfedema, incluyendo infección parasitaria, lesión o trauma, radioterapia, cirugía, tumores e infecciones de la piel.

Es común que las mujeres que han sido tratadas por cáncer de mama desarrollar linfedema en sus brazos.

Nutrición

Hay muchos conceptos erróneos acerca de qué alimentos comer y qué evitar cuando se tiene linfedema.

Algunas personas recomiendan evitar el sodio, otros dicen que la proteína, incluso algunos dicen que reducir la ingesta de líquidos.

Hay hábitos alimenticios que puede practicar para promover una buena salud.

Controlar su hinchazón y ayudar a su cuerpo a manejar el estrés relacionado con el linfedema.

SODIO: No hay datos oficiales que indiquen que una dieta baja en sal es beneficiosa para controlar el linfedema.

El sodio es el principal componente de los fluidos extracelulares del cuerpo y ayuda a transportar nutrientes a las células.
Ayuda a regular otras funciones del cuerpo, como la presión arterial y el volumen de líquido.
Las frutas y verduras frescas son una buena fuente de cantidades apropiadas de sodio.

PROTEÍNA: El linfedema se asocia con la recolección de líquido de alta proteína en los espacios tisulares.

Las proteínas fabrican hormonas y anticuerpos para combatir las infecciones.
Una escasez de proteínas hará que el cuerpo tome las proteínas necesarias de los músculos y tejidos. Esto provoca que los tejidos conectivos se hinchen y el linfedema empeore.

HIDRATACIÓN: Tener líquidos adecuados en el cuerpo elimina las impurezas de la sangre.
Reducir la ingesta de líquidos en el esfuerzo para reducir la hinchazón del linfedema no funciona!

Beba ocho vasos de agua al día, aumentando su ingesta de líquidos en climas calurosos o condiciones muy secas.
Evite la cafeína y el alcohol, que son diuréticos leves y reducen los niveles de fluidos corporales.

PESO CORPORAL: El aumento de peso crea más trabajo para el sistema linfático y aumenta la cantidad de líquido en los tejidos ya hinchados.
El aumento de peso puede conducir a otros problemas de salud, como diabetes, presión arterial alta y problemas cardíacos.
Restringir o evitar los alimentos grasos o aquellos con alto colesterol.
Aumentar los alimentos bajos en sodio o altos en fibra.
Evite los alimentos procesados ​​(enlatados o congelados).

Lleve una dieta equilibrada y saludable que incluya granos enteros, frutas y verduras, y pescado .

El linfedema puede ser progresivo o llevar a complicaciones, por lo que es muy importante cuidarse.

Los Dispositivos de Compresión Neumática Secuencial ayudan al tratamiento del Linfedema, ya que simulan las funciones del sistema Linfático y Circulatorio.

Si Usted requiere de un  Dispositivo de Compresión Neumática Secuencial, llámenos y con gusto le atenderemos: 01 (55) 5639 2044, o envíenos un mail a info@medicalpremium.com.mx..

Fuente:The Lymphie Life